Multinacional Petrolera adquirió varios compromisos con el Departamento para fortalecer el sector salud en época de pandemia

Una reunión virtual de más de 2 horas sostuvo el gobernador de Arauca, José Facundo Castillo Cisneros con directivas de la petrolera Occidental, que explota el Campo Petrolero de Caño Limón.

La cita que fue convocada por el mandatario tuvo como eje central buscar una coordinación con la Unidad Administrativa Especial de Salud de Arauca, en lo que tiene que ver con la movilización de personal de la compañía en el territorio araucano, así como de las medidas de bioseguridad. Todo esto luego de que un trabajador de una empresa contratista se le confirmara positivo para COVID-19, tras su llegada al departamento de Arauca.

Tras el encuentro Castillo confirmó que la petrolera se comprometió a articular más con el Departamento medidas que busquen la contención del COVID-19 en esta parte del país.

Igualmente, la multinacional anunció la donación de 10 kit de los cuales cada uno contempla un ventilador, una máquina de signos vitales y una cama para Unidad de Cuidados Intensivos, que tendrá como beneficiario al hospital San Vicente de Arauca. Así mismo, en la tercera semana de junio entregarán al Laboratorio Fronterizo de Salud Pública una máquina PCR para fortalecer la existente que permita el análisis de pruebas de contagio.

 

Castillo fue reiterativo en la necesidad de coordinar acciones con la Unidad de Salud para que situaciones como la registrada el fin de semana no se vuelvan a presentar y por eso fue contundente en recordarles que no se permitirá el acceso al Departamento de personas que no se hayan practicado previamente la prueba antes de ingresar al territorio, tal y como se establece en el Decreto 0448 del 11 de mayo de 2020.

En el marco de la conversación el mandatario insistió en la necesidad de que se contrate mano de obra local, pues no solo como una medida para apoyar la economía de la región sino como una garantía de que no estará llegando gente contagiada por el virus.

El gobernador agradeció el apoyo a la petrolera, pero dejó en claro que bajo ninguna circunstancia va permitir que se ponga en riesgo la salud y la vida de los araucanos. “Ya es hora que la Occidental fortalezca mucho más su responsabilidad social con todo el Departamento”, puntualizó.